Seguidores

domingo, 9 de marzo de 2014

HUYO DE MI



¡ Huyo a veces de mi !
Sin darme cuenta,
huyo de mi a deshoras
 y a escondidas.
La mayoría de las veces 
huyo sin saber a donde,
y en mi torpe huida
casi siempre me acerco,
hasta algún súbito
 reclamo del pasado.
Y sin embargo, me pierdo
 en los penosos suburbios
de las negligencias.
Allí donde conviven,
victimarios y victimas
y nadie reconoce al fugitivo.